Motoko Kusanagi (Ghost in the Shell)

Cuando sólo era una niña Motoko perdió su cuerpo a causa de un accidente y, salvo su cerebro, fue completamente sustituído por uno artificial convirtiéndola en un cyborg total. Kusinagi es la Mayor de la Sección 9, un cuerpo policial de operaciones especializado en crímenes tecnológicos.

Motoko se ve en la necesidad de cambiar de cuerpo cada cierto tiempo, para ajustar el crecimieniento de su edad mental a su apariencia física. A pesar de ese contratiempo se presenta como la soldado perfecta, extremadamente eficaz en la lucha física y capaz de liderar la Sección trazando estrategias para la investigación del caso en el que se ve involucrada.